Yo lo apoyo..¿Y tu?

lunes, 19 de julio de 2010

THE LAST ACT

Anne Bancroft 





Animales oscuros que guardan silencio al verse descubiertos temiendo a que se les reproche la cobardía y la desidia, silencios que siguen al miedo que experimenta el depredador ante una victima que resulta no serlo… Podríamos definir este acto como el que hizo que la actriz protagonista improvisara el guión ante la mirada estupefacta del director novato, esa improvisación le valió la recompensa de ver otra vuelta de tuerca, un guión alternativo. El público jamás conoce los entresijos  que se gestan tras el telón, la actriz por su parte no busca el reconocimiento, es consciente que no habrá una sola flor en el escenario por ella, nadie será testigo de una impresionante actuación tan real, improvisada palabra a palabra, gesto a gesto…Pero a ella no le importa, ella aguarda, ella aguanta ataques velados contra su manera de actuar, ella es de la vieja escuela y la crítica no le influye, mezquinos meritorios buscan el juicio fácil, el poner en duda su valía y su honra… ¡Que más da! Las divas de la escena se alimentan de la mediocridad de la burla infame y del desconocimiento esa ofensa simple de aquellos que nunca aprecian el arte y solo valoran actuaciones mediocres de coristas habidas de público a cualquier precio en el ocaso de una carrera sin éxitos… Solo consiguen aumentar el ego de quien se sabe vencedora, de quien cierra la puerta del ensayo al público que no sabe apreciar una obra maestra llevada a la escena.

Ella sale y pisa las tablas, en un rincón otros miran con recelo y temor escondidos entre bambalinas esperan que se rinda, esperan que se canse, que deje la escena pero ella ejecuta su papel con la dignidad de una dama y la pulcritud de una vieja gloria, el auditorio aplaude, es una interpretación magistral. La replica parece imposible y ella lo sabe, se limita a levantar la ceja y a extender los brazos lentamente, el aplauso es atronador… Aquellos animales oscuros que guardan silencio optan por desaparecer, por alejarse eso les delata y les define…

…Para ella solo es otro día mas, otra demostración vana de fuerza para volverse a levantar a la mañana siguiente. Ella se queda con la sonrisa de algún admirador en la sombra, aquel que entiende su improvisación y disfruta con su arte, para ella no existe mejor público y es feliz. 

V.G.S.

4 comentarios:

  1. Esta entrada es simplemente MAGISTRAL. Tiene dimensión, volumen, carácter y estructura propia. En una palabra: está VIVA. Un goce leer cosas así, que por sí solas, entablan un diálogo con la mente de quien las lee y termina conquistándola. Un abrazo, Ronnie. Besitos.

    ResponderEliminar
  2. MAGISTRAL, qué palabra que me encanta esta, es mi segunda favorita, pues creo que no he encontrado aún la primera, la amo! Y te encaja muy bien con esto que has escrito. Magistral!
    Creo que no puedo superar lo dicho por tu amigo Pedro, así que no con la palabra que me encanta, esa que usan nuestros hermanos argentinos, te digo todo ;) que no todo, pues aún queda mucho qué escribir por ti y mucho que deseamos seguir leyendo.

    Un abrazo!!

    ResponderEliminar
  3. Es un buen texto, fluido pero construido con solidez. Nos da una visión de la madurez y la firmeza desde la intimidad pero mirando como un espectador. No es nada fácil soportar la presión y tener el dominio que describes.
    Besos.

    ResponderEliminar
  4. GRACIAS chic@s!!! los comentarios son cada vez mas abrumadores sobre todo ese MAGISTRAL solo podia ser fruto del aprecio...

    Sois los mejores lectores que una blogger puede tener... Analiticos pero benevolentes.

    Besos y abrazos a tod@s.

    ResponderEliminar